ensayo

De protestas y cuerpos en riesgo: Ensayos sobre performances feministas

Por Mariangela Giaimo / Viernes 04 de marzo de 2022
Detalle de la tapa de «Quemar el miedo» (Planeta, 2021).

Manifiestos, performances, himnos: la potencia de la performance y el artivismo para el feminismo de los últimos tiempos también ha sido objeto de análisis en nuestra región. Mariangela Giaimo revisa algunas publicaciones editoriales —analíticas o activistas— sobre las performances de colectivos feministas en varios países.

Comienza el mes y en el campo del arte –y afines– se desarrollan actividades de reivindicación de artistas mujeres, así como acciones artivistas, además de la marcha del 8M. Desde el ámbito editorial, nos permitimos elegir las siguientes tres opciones para repensar el arte, el activismo y el feminismo. Aquí van:

UNO

Mujer Nueva. Ritoperformance y femiconciencia (2018) y Mujer Basura. Performance y Feminismos (2019) son dos libros al estilo fanzine que dan cuenta del proceso de producción artística de la artista-autora argentina Paula Naanim Telis. Tienen algo de bitácora, bastante de do-it-youself, y desarrollan fases de trabajo, definiciones, máximas, citas, fotografías, ilustraciones y pequeñas reflexiones. En el caso del segundo libro, posee, además, el registro de la performance. Se trata de parte de la obra de la artista, en tanto forman parte de su acción artivista. 


DOS

Con respecto al análisis de las prácticas en/del cuerpo, el espacio público y el género, presentamos una joyita: Tiemblen: las brujas hemos vuelto. Artivismo, teatralidad y perfomance en el 8M (2020), de Yanina Vidal. Este texto recibió el Premio Nacional de Literatura categoría ensayo en el 2019. Vidal, docente e investigadora, analiza las prácticas artivistas de «La caída de las campanas», «Diez de cada diez», y «Decidoras Desobedientas» en el 8 de marzo en Montevideo. El período de tiempo que enmarca el estudio comienza en el 2015, cuando las manifestaciones cobran visibilidad en  el espacio público, esas que se entrelazan con las artes visuales y sus prácticas —como ya desarrollamos también con anterioridad en este portal—.

La escritura de Vidal es clara, precisa, con rigor académico e intelectual, y está en diálogo con pensadores contemporáneos acerca de la temática. De esta forma, va desarrollando diversas conceptualizaciones en torno al artivismo, la performance, la teatralidad y la política. Como afirma la autora en relación a la importancia de estas manifestaciones, la denuncia con cierta cuota de teatralidad a partir de la representación poética de lo irrepresentable del horror de la violencia y la muerte llama la atención ya que permite desencadenar un pensamiento crítico sobre la realidad. Y, en consecuencia, estas prácticas entablan una relación más directa con el público. Para violencia explícita ya tenemos, afirma, el espectáculo de la cotidianidad. Además, estas acciones de los colectivos que usan la liminalidad —esa unión de formas, así como de alejamiento del espacio y el tiempo— se presentan como una alternativa a la resistencia. Como un extrañamiento de la cotidianidad.

En estas acciones, afirma Vidal, el público-espectador forma parte de la acción y los textos que se utilizan son fundamentales para la lucha política. Estos marcan una tensión con el teatro, escribe la autora, ya que además muchas veces las marcas escénicas no están establecidas y se realiza una libertad y reactualización en las diversas performances.

 

TRES

Justamente, uno de los textos de actividades de protesta artivista que más resuenan en los últimos tiempos y que es apropiado en varias manifestaciones es el siguiente:

(…) el violador eras tú.

El violador eres tú.

Son los pacos.

Los jueces.

El estado.

El presidente.

 

El estado opresor es un macho violador.

El estado opresor es un macho violador.

El violador eras tú.

El violador eres tú.

(fragmento de «Un violador en tu camino», octubre 2019).

 

Lo anterior es una parte de la letra de «Un violador en tu camino», un himno del colectivo chileno Lastesis. El año pasado, este colectivo realizó una propuesta de publicación editorial aparte de sus performances. Lastesis (@lastesisestá conformado por las artistas Daffne Valdés Vargas, Paula Cometa Stange, Lea Cáceres Díaz, y Sibila Sotomayor Van Rysseghen. El libro-manifesto se llama Quemar el miedo (2021), y fue escrito con la colaboración de Alejandra Carmona. Tiene una escritura conjunta, lenguaje muy llano y directo por medio del que declaran su postura sobre el mundo como feministas.

Por cierto, este manifesto escrito posee ciertos elementos visuales que remiten a la calle, a las pintadas, a la militancia: tipografía de máquina de escribir o en mayúsculas y con caligrafía sobre fondo negro. Algunos de los capítulos se abren con textos de sus performances activistas. En el capítulo seis, titulado «El potencial transformador de la performance», remarcan el vínculo entre el arte y el activismo como soporte de la acción militante. Evidencian que ese tipo de propuestas callejeras, en el espacio público, con cuerpos disidentes, siguen siendo despliegues que llaman la atención, es más, que horrorizan.

¿Por qué es tan fuerte «Un violador en tu camino», una performance realizada en el 2019 en pleno Chile de Piñera? ¿Por qué fue retomada la performance en otros países y multiplicada por las redes? Porque evidencia la violencia del Estado moderno, que sigue apostando por «la buena víctima», y una situación que es un problema global.

Finalmente, les dejamos la larga agenda de actividades de la Dirección Nacional de Cultura, así como les recordamos que el Subte y el colectivo @ruidouy realizarán talleres y una exposición de carteles de la marcha del #8M. A estar atentos a los programas de los museos, centros culturales y otras instituciones.

Productos Relacionados

También podría interesarte

×
Aceptar
×
Seguir comprando
Finalizar compra
0 item(s) agregado tu carrito
MUTMA
Continuar
CHECKOUT
×
Se va a agregar 1 ítem a tu carrito
¿Es para un colectivo?
No
Aceptar